Sábado, 25 Setiembre, 2021


EEUU espera continuar cooperación con próximo presidente de Perú

El Heraldo EE.UU.: Impugnada elección de Perú fue un ‘modelo de democracia’
Eloisa Felix | Junio 24, 2021, 17:36

La Oficina Nacional de Procesos Electorales (ONPE) finalizó el conteo oficial de las actas a mediados de junio, dando como ganador a Castillo con el 50,125% de los votos frente a Fujimori, que consiguió el 49,875%.

"Adjunto copia de cargo del habeas data presentado por nuestra personera legal (Milagros Takayama) y firmado por Domingo García Belaunde".

La mayoría de indicios de irregularidades presentadas hasta ahora por Fujimori son por supuestas firmas falsas en las actas electorales de las mesas de votación, pero hasta ahora ningún miembro de las mesas de sufragio ha denunciado que le hayan suplantado la identidad.

El objetivo, según el texto, es "reunir las pruebas de las posibles irregularidades en la digitación de las actas", un requisito de "capital importancia" para "conocer la verdad y el sentido real de la expresión popular materializada en las últimas elecciones presidenciales".

El resultado final de las elecciones, de las que Washington dijo son un modelo de democracia en la región, aún no es definitivo, ya que el partido de Fujimori, Fuerza Popular, presentó reclamos por un supuesto fraude.

Sin embargo, varios abogados han advertido que este requerimiento contraviene la Ley de Protección de Datos, ya que si es admitido, obligaría a la ONPE a revelar públicamente no solo qué ciudadanos han votado, sino también sus números del documento nacional de identidad (DNI), sus firmas y sus huellas dactilares.

Esta inusual manifestación fue convocada en las redes sociales después de que el presidente interino, Francisco Sagasti, condenó los llamados de oficiales jubilados a los jefes de las fuerzas armadas para impedir que Castillo sea proclamado vencedor de la elección, lo que fue interpretado por sectores de la derecha como un velado apoyo al candidato izquierdista, un maestro rural de Cajamarca.

Cabe destacar que todas las misiones internacionales de observación electoral como la Organización de Estados Americanos (OEA) y la Unión Interamericana de Organismos Electorales (Uniore) descartaron que haya habido un fraude en este proceso electoral.

La ausencia de evidencias de fraude quedó refrendada además con un exhaustivo análisis de todas las actas electorales realizado por la encuestadora Ipsos, donde no hallaron irregularidades graves.