Miércoles, 21 Abril, 2021


Bolsonaro criticó restricciones decretadas por estados de Brasil: "El pueblo quiere trabajar"

Jair Bolsonaro Jair Bolsonaro | cedoc
Eloisa Felix | Marcha 06, 2021, 04:16

Brasil ha sufrido la mayor cantidad de muertos en el mundo por la pandemia de Covid-19 tan solo por detrás de Estados Unidos y a diferencia de otras regiones, donde se ha presentado una desaceleración en el ritmo del avance de la enfermedad, la nación sudamericana enfrenta su peor fase hasta el momento.

El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, anunció esta noche su primer viaje oficial a la Argentina, el 26 de marzo próximo, para reunirse con su colega Alberto Fernández, en el marco de las celebraciones por los 30 años de la fundación del Mercosur, y apoyó las negociaciones argentinas con el FMI. "Solo si es en la casa de tu madre", comentó a sus seguidores en Uberlândia, municipio situado en el estado de Minas Gerais.

"Hay idiotas que vemos en las redes sociales, en la prensa [diciendo] 've a comprar vacunas'".

No obstante, avisó que este mes serán distribuidas 22 millones de dosis a la población.

Así lo acusan debido a que el presidente ha minimizado su gravedad e incluso se ha opuesto a las restricciones, mientras que se ha presentado una demora en la compra y distribución de vacunas, pues al momento menos del 3.5% de la población ha recibido al menos una dosis.

Bolsonaro llegó a vetar en octubre la adquisición de la vacuna CoronaVac, producida por el producida por el Instituto Butantan en colaboración con la farmacéutica china Sinovac, y que en la actualidad es utilizada en el programa nacional de inmunización junto a la del grupo anglo-sueco AstraZeneca.

Brasil es conocido en el mundo por su poder para producir vacunas e inmunizar a millones de personas en un tiempo reducido, pero arrancó tarde, hace más de un mes, su campaña de vacunación como consecuencia de la tardanza en negociar con las grandes farmacéuticas. Desde allí volvió a criticar las medidas de cuarentena adoptadas por los gobernadores en un intento de frenar la escalada de contagios y fallecidos. "Ustedes no se quedaron en casa. Tenemos que afrontar nuestros problemas (.) ¿Hasta cuándo vamos a llorar?", espetó en un discurso en el que destacó la importancia de respetar a los ancianos.

Este miércoles, el gobierno de Brasil dio a conocer un nuevo récord de 1.910 muertes por coronavirus en un día.