Jueves, 22 Abril, 2021


Defensa se metió en la final a fuerza de goles

Defensa hizo historia al llegar a su primera final internacional Se define el segundo cupo: Defensa y Coquimbo buscan ser el otro finalista
Alejandro Castrejon | Enero 18, 2021, 08:31

Ya en Asunción, el primer encuentro fue dominado por Defensa y Justicia, que tuvo las mejores situaciones para desequilibrar, pero la falta de puntería le impidió quedarse con un triunfo que alargó la expectativa de cara a un desquite en el que los argentinos serán locales, pero un empate con goles le dará el billete al conjunto chileno. La lluvia de goles llegó por cuenta de Brian Romero, que marcó triplete, y Francisco Pizzini.

Dos minutos después Defensa golpeó después tras una cesión de Walter Bou otra vez para Braian Romero para culimnar una gran jugada colectiva.

Además, fue clave la salida de Larralde en Defensa para que los chilenos tengan mayor presencia en la zona media y pueda llegar al descuento en 17 minutos, con un puntazo de Palacios ante Unsain.

Ahora Coquimbo Unido, colista en el torneo chileno con 26 puntos al cabo de 25 partidos, deberá disputar la recta final del certamen para tratar de mantener la categoría.

La final entre Lanús y Defensa y Justicia, prevista el próximo sábado a partido único en el estadio Mario Alberto Kempes de Córdoba, será la primera entre equipos de un mismo país en 19 ediciones de la competencia.

En frente, el entrenador Juan Ribera Fonseca presenta una duda en el mediocampo, pero formaría 3-4-3 con los siguientes nombres: Matías Cano; Víctor González Chang, Federico Pereyra, Raúl Osorio; Juan Espinoza, Fernando Manríquez o Jorge Gatica, Diego Aravena, John Salas; Rubén Farfán, Rafael Arace y Joe Abrigo. 1-1, m.11: Francisco Pizzini. 4-1, m.44: Braian Romero.

El Halcón de Florencio Varela confirmó esa particularidad con la victoria sobre Coquimbo Unido de Chile (4-2), que lo clasificó para la primera final internacional en sus 85 años de vida.

Incidencias: partido de vuelta de las semifinales de la Copa Sudamericana jugado en el estadio Norberto Tito Tomaghello, en Buenos Aires.