Miércoles, 30 Setiembre, 2020


Aviar R67. ¿Es un Mustang o un Tesla?

Ford Mustang electromod by Aviar Este atractivísimo Ford Mustang eléctrico está basado sobre un Tesla, y no, no es americano
Frascuelo Febo | Agosto 11, 2020, 17:54

Sin duda, pensarás, que este trabajo de carrocería y lavado de cara interior no podía ser obra más que de un americano que quería ver las dos américas unidas, la de la eficiencia eléctrica de un coche eléctrico americano como un Tesla, con la de la icónica imagen retro de un Mustang, y si bien esto último es la clave de todo, la verdad es que la idea viene de Rusia.

La creación está basada en la plataforma de un Tesla Model S y cuenta con el mismo paquete de baterías de 100 kWh y dos motores eléctricos que monta el sedán.

La imagen que ves ilustrando la entrada no se corresponde, técnicamente, con lo que llamaríamos un Vado Mustang eléctrico, ni siquiera podríamos decir que es un restomod eléctrico basado en un viejo Mustang que afronta una segunda vida rejuvenecida, como el Land Rover Serie III de Zero Labs, ya que debajo del cuerpo tan retro que vemos, lo que se esconde es el base de un Tesla Model S, y el proyecto se llama Aviar R67. Todos estos datos los tomaremos con un grano de sal, y si el Aviar R67 finalmente llega a producción, lo veremos.

Debido a que la plataforma es la de un Model S, algunos de los detalles del modelo son muy "Tesla" como la gran pantalla central del sistema de información y entretenimiento vertical. Él tablero y la consola central se han modificado para dar un look más retro, más clásico.

A pesar de su imagen clásica, el R67 goza de toda la tecnología del siglo actual, aerodinámica activa gracias a un alerón desplegable en su zaga, avisos acústicos para prevenir a peatones de su silenciosa marcha, suspensión neumática adaptativa y, cómo no, tomando la base de un Model S no podía falta Autopilot.

En cuanto a números, la compañía afirma que este Aviar R67 es capaz de recorrer hasta 507 km con una sola carga de su batería, además de que al tratarse en definitiva de un Tesla, este coche es completamente compatible con los supercargadores que la marca tiene bien repartidos por todo el mundo.