Jueves, 09 Julio, 2020


Tesla patenta un innovador limpiaparabrisas para vehículos autónomos

Tesla patenta un innovador limpiaparabrisas para vehículos autónomos Tesla patenta un nuevo y revolucionario sistema de...
Frascuelo Febo | Setiembre 22, 2019, 15:24

Las cámaras y los sensores detectan todo lo que sucede en el exterior para recoger la información, luego actuar en consecuencia y realizar las maniobras que se necesiten.

Hoy en día la mayoría de las cámaras de los sistemas ADAS (Sistemas Avanzados de Asistencia a la Conducción) se instalan en la parte superior central superior del parabrisas y se instalan allí ya que además de tener una visión clara, más elevada y despejada pues se encuentran en la zona que cubren los limpiaparabrisas, algo fundamental.

No obstante, en los parabrisas panorámicos que se extienden hacia el techo, las cámaras podrían instalarse mucho más arriba, para despejar todavía más la visión del conductor.

Tesla sigue innovando en el mundo automotriz, esta vez a través del nuevo sistema de limpiaparabrisas Big Sky, el cual además de cubrir completamente la superficie del cristal aporta otros beneficios para el automóvil como un menor consumo de electricidad y un mejor coeficiente aerodinámico que optimiza los consumos de energía, además requiere de un menor mantenimiento, es más duradero y tiene un diseño más refinado que uno convencional. Pero hay un problema: los limpiaparabrisas no llegan a limpiar esa zona, por lo que las cámaras no se pueden montar ahí. "Los sistemas de limpiaparabrisas convencionales, con varias escobillas de limpiaparabrisas, generalmente tienen un diseño poco refinado y no limpian todo el parabrisas, lo que puede obstaculizar el campo de visión". Eso hace que los sistemas convencionales de limpieza no sean muy eficaces, y sea necesario buscar alternativas.

Tesla patenta un innovador limpiaparabrisas para vehículos autónomos

En la patente, la marca de coches eléctricos explica que "en determinadas situaciones, un conductor o las cámaras a bordo de un vehículo (por ejemplo, de conducción asistida y autónoma) requieren un campo de visión libre de lo que hay por delante del vehículo".

De acuerdo a la patente el nuevo sistema está basado en un mecanismo electromagnético y posee unos carriles a través de los cuales el brazo del limpiaparabrisas se desliza en forma transversal a lo largo de todo el parabrisas. Este mecanismo se esconde bajo el capó cuando no está en funcionamiento.

Lógicamente tenemos que pensar los problemas que algo así tiene: si se rompe el parabrisas habría que cambiar el cristal, desmontar las cámaras, ponerlas en el nuevo y comenzar la calibración de nuevo, algo que tendrá un coste mucho mayor que en los sistemas no autónomos tradicionales.

Otras de las ventajas de este sistema es que reduce la fricción en forma significativa y como nombré antes mejora la aerodinámica del vehículo, además de mejorar el consumo y se eliminan partes mecánicas que con el tiempo pueden sufrir el efecto de la corrosión.