Sábado, 07 Diciembre, 2019


En busca de un acuerdo europeo para la sucesión en el FMI

La Audiencia Nacional da cuatro semanas a Christine Lagarde para declarar por el ‘caso Bankia En busca de un acuerdo europeo para la sucesión en el FMI
Frascuelo Febo | Julio 11, 2019, 14:42

Calviño ha dicho que es prioritario que el presidente del FMI sea europeo, algo que por otra parte siempre es debido a un acuerdo no escrito posterior a la Segunda Guerra Mundial.

El director gerente del FMI, integrado por la mayoría de países en el mundo, siempre ha sido europeo, aunque en el pasado, economías ricas y emergentes se han mostrado contrarias a esta política.

La ministra de Economía española, Nadia Calviño, consideró que para España y el resto de la UE es una "prioridad" que el sustituto de Lagarde "sea un europeo", aunque sostuvo que es pronto para hablar de candidatos a reemplazarla.

En este sentido, la ministra en funciones ha reconocido que "la situación actual del mercado no permite que esto se pueda abordar de forma rentable", añadiendo que, al tratarse de una entidad finaciera "bien gestionada" y con resultados económicos e indicadores financieros "más que correctos" con respecto a la media del sector se verá cómo evoluciona la situación.

Fuentes europeas señalaron este mismo lunes que los países del bloque tienen una "fuerte urgencia" por presentar un candidato, por lo que el presidente del Eurogrupo, Mario Centeno, y la presidencia de turno europea que estrena Finlandia trabajan en ello, a pesar de que el proceso formal para el relevo de Lagarde no ha comenzado.

El FMI aún no ha abierto formalmente el procedimiento para sustituir a Lagarde, que dejará el cargo tras ser nominada para sustituir a Mario Draghi.

Los ministros europeos de Finanzas decidieron así en su primera discusión sobre la sucesión en el FMI buscar un candidato de consenso, aunque sin citar "ningún nombre o perfil", algo que "vendrá más tarde", agregó Lintilä en una rueda de prensa tras el encuentro.

Los líderes de la UE nominaron a Lagarde la semana pasada para que suceda a Mario Draghi en la presidencia del Banco Central Europeo, lo que causó especulación sobre la continuidad de la tradición europea en el FMI.

Sin embargo, es previsible que los ministros debatan la cuestión de manera informal en sus reuniones este lunes y martes.

Contrariamente a otros nombramientos, la elección de Lagarde no requiere el visto bueno previo del Parlamento Europeo, cuyo papel en el proceso se limita a emitir una opinión de no vinculante sobre el elegido.

Históricamente la presidencia del FMI ha estado en manos de un europeo mientras que la del Banco Mundial la ha ostentado un estadounidense.

El segundo mandato de Lagarde al frente del Fondo Monetario concluía en 2021.