Jueves, 16 Setiembre, 2021


Por cuarta vez, juez ordena suspender obras en Santa Lucía

BBVA_Mex BBVA_Mex
Frascuelo Febo | Junio 13, 2019, 07:57

El Décimo Tribunal Colegiado en Materia Administrativa del Primer Circuito con residencia en la Ciudad de México le concedió al colectivo #NoMásDerroches la suspensión provisional para detener el acondicionamiento de la Base Aérea Militar Numero Uno.

Además, tiene que hacer todo lo necesario para conservar el NAIM, lo que implica que tiene prohibido inundarlo.

Esta semana, el director general del Parque Ecológico Lago de Texcoco informó que en un mediano plazo se prevé inundar la losa de cimentación del NAIM para recuperar tres lagunas que fueron secadas para el proyecto aeroportuario.

La más reciente obliga, por un lado, a preservar los avances en el aeropuerto de Texcoco y, por el otro, a detener la construcción a falta de estudios en materia de seguridad.

Según la información proporcionada por Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad, el Poder Judicial debe ordenar a las autoridades que asuman las medidas necesarias para la preservación de las obras en el Aeropuerto de Texcoco hasta que los juicios se resuelvan en definitiva.

Esta es la tercera suspensión dictada por un tribunal para impedir obras en Santa Lucía, pero la primera que manifiesta preocupaciones por la ausencia de estudios de seguridad, previstos en la Ley de Aeropuertos y su Reglamento, pues las dos anteriores pidieron concretar estudios en materia ambiental y arqueológica.

"Ordena que se mantengan las obras del NAIM sin que sean destruidas hasta que se revisen a fondo, por parte de un Juez de Distrito, todos los elementos de prueba que se encuentren en el expediente".

"Con esta decisión el Poder Judicial de la Federación, una vez más, demuestra a los ciudadanos que es un contrapeso real a decisiones apresuradas e injustificadas del Poder Ejecutivo y genera un nuevo e importante precedente", concluyó el colectivo.

En una de ellas se ordena que se abstenga la construcción del aeropuerto hasta que se cuente con la autorización por parte del Instituto Nacional de Antropología e Historia.