Sábado, 28 Noviembre, 2020


Guaidó llama a prepararse para "fase máxima de presión" contra Maduro

Guaidó llama a prepararse para Guaidó llama a prepararse para "fase máxima de presión" contra Maduro
Orlondo Matamoros | Marcha 26, 2019, 06:08

Ayer se conoció que el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, acusó al líder opositor Juan Guaidó de haber dirigido un plan para asesinarlo y advirtió que no le "temblará el pulso" para hacer justicia. "Al títere diabólico le acabamos de desmantelar un plan que dirigía él personalmente para matarme", afirmó Maduro. Estas declaraciones tuvieron lugar durante una masiva marcha celebrada en Caracas para manifestar su rechazo a la intervención de Estados Unidos.

El analista político Dimitris Pantoulos dijo a Efe que en los últimos dos meses Guaidó ha captado más apoyos fuera del país que dentro, donde además ha elevado mucho las "expectativas" de sus seguidores.

Maduro también informó que el jefe de Los Rastrojos, grupo paramilitar colombiano, fue capturado este sábado en el estado venezolano de Carabobo.

Guaidó aseguró que el "régimen de Nicolás Maduro busca confundir en estos momentos", mientras que desde el Parlamente seguirán protegiendo los activos de Venezuela.

A su turno el ministro de Comunicaciones venezolano, Jorge Rodríguez, indicó que este hombres es solicitado en Colombia por hechos delictivos en la región de Puerto Santander. "Tendrán la tarea de impulsar en cada zona, sector, sindicato, instituto educativo, organismo público las acciones políticas, sociales y comunitarias para lograr el cese de la usurpación", expuso.

En su Twitter, el también presidente de la Asamblea Nacional (AN) manifestó que "régimen quema medicina y comida, no puede ni mantener electricidad, no hay agua y habla de victoria?"

"Al menos 30 paramilitares contratados de El Salvador, Honduras o Guatemala ―entrenados en Colombia― ingresaron en Venezuela".

La madrugada del jueves, agentes de inteligencia detuvieron a Roberto Marrero, un cercano colaborador de Guaidó, bajo acusaciones de "terrorismo", una decisión fuertemente criticada por la comunidad internacional.

Destacó que se tenía previsto que ingresara a Venezuela entre 8 y 10 equipos de aproximadamente 6 a 8 paramilitares, los cuales tenían como objetivo la realización de una serie de "actos terroristas" hacia el metro de caracas, destacando "asesinatos selectivos", "asalto al Palacio de Miraflores", y la más crucial, el ataque al sistema eléctrico nacional.