Viernes, 26 Febrero, 2021


Otra mujer está embarazada de un bebé modificado genéticamente en China

Investigación confirma que modificación genética de bebes en China fue ilegal Ciencia Investigación confirma que modificación genética de bebes en China fue ilegal por Diego Bastarrica 2019/01/21
Orlondo Matamoros | Enero 21, 2019, 22:57

Las autoridades chinas confirmaron, citadas el lunes por la agencia china Xinhua, que una segunda mujer se encuentra embarazada de un bebe genéticamente modificado.

He Jiankui anunció en noviembre de 2018 el nacimiento de los primeros bebés modificados genéticamente del mundo, con alteraciones en el ADN para prevenir la contracción del VIH. Ahora, se enfrentará a una investigación policial.

Una investigación del gobierno provincial de Guangdong (sur) confirmó desde entonces la existencia de esta persona, que sigue embarazada, indicó la agencia Xinhua.

Tras la polémica del año pasado, He había deslizado en un foro en Hong Kong que había "otro probable embarazo", por lo que las autoridades investigaron hasta dar con esta segunda mujer que se puso en manos del científico.

"He evitó la supervisión, recaudó fondos y organizó a investigadores por su cuenta para llevar a cabo la investigación sobre edición genética de embriones humanos con fines reproductivos, algo que está prohibido por la ley china", apunta la breve nota.

Por su parte, el diario hongkonés South China Morning Post agrega que los investigadores descubrieron que He contó con científicos extranjeros en su equipo, y les acusaron de "utilizar tecnología de seguridad y efectividad inciertas".

En total ocho parejas eran voluntarias para la experiencia, una abandonó durante el proceso.

Esta mujer, así como las gemelas del primer embarazo, estarán bajo observación médica, declaró un investigador al medio estatal.

El científico detrás de ambos casos, es el académico He Jiankui, quien había desafiado las prohibiciones del Gobierno chino y realizado igualmente las investigaciones.

La modificación genética de bebés en China por el doctor He Jiankui provocó una ola de críticas y reacciones en 2018.

He Jiankui, formado en la universidad estadounidense de Stanford, dijo haber empleado la técnica CRISPR/Cas9, conocida como las "tijeras del genoma", que permite sacar y reemplazar partes indeseables del genoma como si se corrigiera una errata en un ordenador.