Jueves, 13 May, 2021


Niño muere casi una semana después de nadar

Niño muere casi una semana después de nadar Niño muere casi una semana después de nadar
Federico Mansilla | Junio 13, 2017, 00:23

Francisco Delgado Jr. le dijo a la cadena ABC 13 que su familia fue a nadar a una playa en Texas con su hijo Frankie, de 4 años.

El ahogamiento seco sucede cuando, tras sumergirse en el agua, las cuerdas vocales de la persona experimentan un espasmo y se cierran, lo que dificulta la respiración, según ha explicado Mike Patrick, médico de emergencia del hospital Nationwide Children's Hospital en Columbus (Ohio, EE.UU.) citado por el portal Live Science.

Uno de los paramédicos, al confirmar la muerte, reveló que Frankie estaba "ahogado en seco". Un amigo de la familia lo recogió pero Frankie estaba bien, sólo había inhalado un poco de agua, pero se divirtió el resto del día. Delgado y su esposa llevaron al niño al médico por síntomas similares antes y se les dijo que era un insecto estomacal, por lo que decidieron tratarlo en casa. Encontraron agua en sus pulmones y alrededor de su corazón y les dijeron a sus padres que murió de "ahogamiento en seco", también conocido como ahogamiento secundario. Cuando eso ocurre, la respuesta del cuerpo es enviar líquido a los pulmones para que se abran las cuerdas vocales. Patrick ha aclarado que en este caso el cuerpo no puede intercambiar dióxido de carbono y oxígeno, lo que lleva al edema pulmonar.

Los síntomas generalmente aparecen 24 horas después del hecho que inicia todo, apareciendo una tos persistente, dolor en el pecho, letargo, fiebre y cambios en el estado de ánimo.

El doctor Patrick estima que estos tipos de ahogamiento afectan aproximadamente a un 5% de los niños que, luego de estar sumergidos, tienen problemas para recuperar la respiración.

La recomendación es que, si un niño se ve sumergido en el agua, los papás deben prestar especial atención durante las 24 horas siguientes.

Los papás de Gio Vega , de dos años, que viven en el sector de Fort Collins ( Colorado , EE.UU.) consiguieron salvar la vida de su hijo, gracias a que pudieron reconocer a tiempo los síntomas de ahogamiento seco, luego de haberse enterado por internet acerca de la tragedia de Francisco, según indica el canal WTHR .

El pequeñito tragó mucha agua mientras estuvo en una piscina.

La familia del menor ahora busca evitar que otras familias pasen por este dolor de perder a un ser querido por ahogamiento. El niño tenía " una cantidad significativa de líquido" en los pulmones.

"Si esperáramos durante una noche, probablemente no sobreviviría", señaló el padre Garon Vega.