Jueves, 28 May, 2020


Rusia niega implicación en conflicto entre Qatar y vecinos

Orlondo Matamoros | Junio 06, 2017, 08:09

Pocas horas después de una reunión en El Cairo entre los ministros de Asuntos Exteriores de Egipto, Sameh Shukri, y su homólogo saudí, Adel al Yubeir, fue anunciado el corte de los lazos diplomáticos entre ambos países con Catar.

Por otro lado, a Catar se le acusa de conspirar con Irán, que significa una especie de rival para esas naciones árabes.

Además de la ruptura de relaciones diplomáticas, los países del Golfo tomaron medidas de represalia sin precedentes: cierre de los espacios aéreos, de los accesos terrestres y marítimos, prohibiciones de viajar a Catar, y de la entrada de ciudadanos de Catar.

El titular de la casa madre del fútbol mundial Gianni Infantino no hizo más comentarios al respecto en estos momentos, horas después de la iniciativa anunciada por Arabia Saudí, Egipto, Baréin, Emiratos Árabes Unidos (EAU), Libia y Yemen.

El emir que gobierna el país, Tamim bin Hamad al Thani, llamó el 27 de mayo al presidente de Irán, Hasán Ruhani para felicitarle por su reelección.

En 2014, Arabia Saudí, EAU y Baréin retiraron a los jefes de sus misiones diplomáticas en Catar, mientras que Egipto ha mantenido unas relaciones muy tensas con Doha desde el golpe de Estado contra el presidente islamista Mohamed Mursi en 2013, respaldado por el emirato.

También se adhirieron al cese de nexos los gobiernos semi-exiliado de Yemen, presidido por Abd Rabbo Mansour Hadi a quien apoya una coalición militar árabe-islámica que lidera Riad y de la que fue expulsado hoy Qatar, y de Maldivas, república formada por 26 atolones en el océano Índico.

El ministerio de Cultura e Información de Arabia Saudita decidió cerrar la oficina de la televisión Al Jazeera en el país y revocar su licencia tras rompimiento de relaciones diplomáticas con Catar por su supuesto apoyo al terrorismo.

Así como por "incitar al abandono del estado, poner en peligro su soberanía y la adopción de organizaciones terroristas (.), entre ellas los Hermanos Musulmanes, el Estado Islámico y Al Qaeda".

En su calidad de líder de la coalición árabe que combate en Yemen, el gobierno de Riad acusó a Qatar de "proveer apoyo a los diferentes grupos extremistas en Yemen, en contradicción con los principales objetivos de los países árabes de ayudar al gobierno legítimo yemenita".

La independencia de medios qataríes como Al Jazeera incomoda a muchos de sus vecinos.

La agencia dijo que el Gobierno de Arabia Saudita también contactó a sus aliados para que pusieran "en práctica el mismo procedimiento tan pronto como sea posible para todos los medios de transporte hacia y desde el Estado de Qatar, por razones relacionadas con la seguridad nacional".