Domingo, 21 Abril, 2019


Campaña de Trump recauda $30 millones para campaña de reelección

Orlondo Matamoros | Abril 15, 2019, 16:38

La campaña de reelección de Trump reportará una recaudación superior a los 30 millones de dólares.

El monto aumenta el dinero en efectivo de la campaña a $40.8 millones, un dinero sin precedentes para un presidente en funciones y tan temprano en una campaña.

El monto promedio de las donaciones para la campaña de Trump fue de 34,26 dólares, mientras que casi el 99 % del total fueron de menos de 200 dólares. En conjunto, las recaudaciones en favor de Trump reportan 82 millones de dólares en el banco, y 40,8 millones de ellos pertenecen sólo a la campaña.

Trump inició formalmente sus labores de reelección apenas unas horas después de tomar posesión en 2017, antes que cualquier otro presidente en el poder. En contraste, el expresidente Barack Obama lanzó su esfuerzo de 2012 en abril de 2011 y tenía menos de $2 millones en este momento de la campaña.

La cuantía supera a la suma de lo recaudado por los senadores demócratas Bernie Sanders y Kamala Harris, que lograron 18 millones de dólares y 12 millones de dólares, respectivamente, en el mismo período de tiempo. Trump se ha fijado el objetivo de obtener 1.000 millones para 2020. En las próximas semanas la campaña está por lanzar un tradicional programa de "agrupamiento", con el que no contó en 2016. El sistema incluye donantes intermedios que atraen contribuciones de sus allegados.

Juntas, las entidades de Trump han recaudado un total de 165.5 millones de dólares desde 2017. Trump se está beneficiando de las ventajas de la incumbencia, como el reconocimiento universal de nombres y su posición incomparable en la cima del Partido Republicano. Trump está reportando una recaudación de 30,3 millones. Pero Trump ha cerrado la brecha, impulsando a los pequeños donantes que hacen donaciones recurrentes al Partido Republicano como nunca antes había visto el partido.

El comité republicano dijo que planea gastar los $30 millones en el mantenimiento y el crecimiento de la lista de correos electrónicos de Trump; recientemente ampliaron su sede con una oficina en Virginia y pronto invertirá en desarrollar una aplicación. En 2015, Trump rechazó el dinero externo, declarando en su discurso de apertura: "Estoy usando mi propio dinero". "No me importa. Soy realmente rico".