Lunes, 10 Diciembre, 2018


El Chapo traía hasta 12 toneladas de cocaína desde Colombia: abogado

Joaquín Chapo Guzmán Joaquín Chapo Guzmán
Orlondo Matamoros | Diciembre 08, 2018, 18:14

En un principio bajaban solo 500 mil cada uno de ellos, pero el negocio fue tan lucrativo que en ocasiones llegaron hasta llevar un millón de dólares.

Millones de dólares en sobornos para legisladores, policías de élite y periodistas en Colombia; prostitutas, regalos y apartamentos para agentes de la DEA, sólo algunas de estas dádivas.

Se trata del abogado Germán Rosero, quien dio detalles hoy acerca de los diversos encuentros que sostuvo con el líder del Cártel de Sinaloa, entre 2003 y 2006. En 2015, la noticia de que agentes de la DEA en Colombia participaron en orgías financiadas por carteles y recibieron dinero, armas y regalos del narco provocó la caída de la directora de la agencia antidrogas.

Desde la extradición del Chapo a Estados Unidos hace casi dos años, Coronel, que es mexicana-estadounidense, no puede visitarlo ni tocarlo.

Asimismo, explicó que en 2003 actuó como intermediario en el traslado entre Colombia y México de envíos por un total de entre 10 y 12 toneladas de cocaína, lo que suponía unos 80 o 90 millones de dólares.

Pero no le temblaba la voz al ordenar asesinatos, lo cual hizo unas 150 veces, según sus propios informes contables donde registró los pagos a los sicarios.

La defensa comenzó el interrogatorio contra Germán Rosero preguntándole por sus orígenes familiares, su educación, algunas de sus parejas en la juventud y por las circunstancias en las que conoció particularmente a Juan Carlos Ramírez "El Chupeta".

"No los he contado", dijo el testigo, cuya apariencia es extraña como resultado de sus múltiples cirugías plásticas para modificarse el rostro a las que se sometió en Brasil: implantes en los labios y en los pómulos, una nueva nariz, ojos estirados, trasplante de pelo, un hoyuelo en la barbilla.

En su segundo día de testimonio, Rosero -ex enlace del colombiano Cártel del Norte del Valle con el Cártel de Sinaloa-, explicó que contrabandear dólares en efectivo desde México hacia Colombia se conoce como "bajar" y que tales contrabandistas son llamados "bajadores".

En cambio, dijo el litigante colombiano, si los narcotraficantes mexicanos compraban la cocaína una vez en territorio mexicano, el costo en la ciudad de Guadalajara, Jalisco, por ejemplo, ascendía a seis mil dólares por kilo, apuntó.

Para los dos años siguientes continuó el envío de droga pero en pequeñas cantidades. De ser declarado culpable, enfrentaría una posible sentencia a cadena perpetua.