Lunes, 19 Noviembre, 2018


Muere durante vacaciones y autopsia revela robo de órganos

Muere durante vacaciones en Egipto y su cuerpo es devuelto profanado Muere durante vacaciones en Egipto y su cuerpo es devuelto profanado | Staff
Orlondo Matamoros | Octubre 20, 2018, 14:24

El británico David Humphries se había ido a unas vacaciones soñadas en Egipto con su esposa, una de sus hijas y sus nietos, pero el paraíso se convirtió en el peor infierno para su familia.

Su esposa, Lynda Humphries, de 59 años, explicó que unos días antes de su muerte David se quejó de dolores en el pecho y acudió a un hospital local, donde le recetaron antibióticos. Allí estuvo una noche internado, pero no le encontraron nada relevante y al día siguiente le dieron el alta.

Sin embargo, cuatro días después sufrió un infarto que le quitó la vida. Lo trasladaron a un hospital pero falleció.

Sin la autorización de la familia, los médicos locales realizaron una autopsia al cuerpo de Humphries antes de que sus restos fueran enviados de regreso a casa, mientras la esposa del británico volvió a su hogar una semana antes para realizar los trámites de repatriación del cuerpo.

Un médico amigo de la familia recomendó hacer una autopsia y fue entonces que se llevó una sorpresa: el cuerpo no tenía el corazón ni los riñones.

Estamos totalmente en shock y no sabemos qué pensar.

"Mi papá será enterrado sin su corazón".

"Dave era el hombre más generoso y cariñoso, vivía para su familia". Pero el cuerpo de David fue enviado de regreso el 1 de octubre. "Durante un minuto estaba jugando en la piscina con sus nietos y al minuto siguiente estaba tirado con sus ojos dados vuelta". Después del terrible el golpe de su muerte repentina, cuando su cuerpo lo enviaron de regreso nos dijeron que su cuerpo estaba descomponiéndose y nos recomendaron que no lo viésemos para que no nos quedáramos con la última imagen desagradable de él. "Estoy devastada de que no podré verlo por última vez ni decirle por última vez cuánto lo amaba", lamentó.

BBC cita a los abogados de la familia Humphries, quienes señalan que la legislación egipcia indica que la remoción total de los órganos es ilegal y ello tiene la finalidad de reducir el tráfico de órganos.