Lunes, 24 Setiembre, 2018


Castilla-La Mancha agradece al Gobierno de España el esfuerzo por suavizar el objetivo de déficit e insta a negociar de forma multilateral la financiación autonómica

Hacienda sobre el coste de ampliar la Sanidad a los ilegales: “Son jóvenes, sanos y no van al médico” Montero: «La C. Valenciana es la peor financiada»
Frascuelo Febo | Julio 22, 2018, 06:38

Para las más endeudadas, Cataluña y Valencia, estudia la refinanciación de la deuda a corto plazo a largo plazo, de cuyo coste se hará cargo el Gobierno.

Esta reestructuración de la deuda permitirá a las autonomías "transitar más fácilmente" por su calendario de amortización, ha explicado Montero en declaraciones a los medios tras la reunión de la Comisión Nacional de Administración Local (CNAL).

"Ya no vamos a hablar desde el punto de vista técnico, sino que basándonos en los informes técnicos, vamos a trabajar en los próximos meses desde el punto de vista político, con una lista de prioridades, al objeto de que cuanto antes tengamos lo que consideramos todos fundamental para las comunidades autónomas, que es un nuevo modelo de financiación autonómica", ha concluido el consejero de Hacienda y Administraciones Públicas. También se suavizaría el déficit para 2020, que sería del 0,1 % para las autonomías y no del 0, como antes, y se dejaría la estabilidad presupuestaria para el 2021.

El objetivo, ha explicado, es ampliar el porcentaje de superávit que se puede dedicar a inversiones financieramente sostenibles más allá de la regla de gasto -que impide aumentar el gasto más de un determinado porcentaje-, así como "modificar el concepto" de estas inversiones, lo que permitirá desarrollar proyectos que ahora no son posibles.

Además, la responsable de Hacienda también aseguró el compromiso del Ejecutivo "de no poner ningún reparo y apoyar" la tramitación de la reforma de la ley que regula las plusvalías municipales, manteniendo el acuerdo alcanzado por el anterior Gobierno con la FEMP. El Supremo está estudiando ahora la fórmula utilizada para el cálculo de ese impuesto, al gravar la revalorización futura y no la realmente efectiva en el pasado.

También se ha abordado la creación de otro grupo de trabajo para afrontar el reto demográfico, y en el que tienen que participar entidades locales y comunidades autónomas, que son quienes conocen la realidad de sus municipios y los problemas como la despoblación o el envejecimiento. En esta primera reunión presidida por la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, y la de Política Territorial, Meritxell Batet, la propuesta salió adelante en un encuentro con muchas críticas por esta medida.

Por otro lado, también se constituirá un grupo de trabajo para analizar las capacidades y competencias de las corporaciones locales que evalúe la ley actual y desarrolle una reforma para presentarla en el Congreso de los Diputados.