Miércoles, 19 Setiembre, 2018


Murieron ocho rinocerontes después de ser trasladados a un parque nacional

Los siete rinocerontes negros eran trasladados hacia el Parque Nacional de Tsavo East y murieron en Los siete rinocerontes negros eran trasladados hacia el Parque Nacional de Tsavo East y murieron en"extrañas circunstancias, según medios
Orlondo Matamoros | Julio 14, 2018, 03:07

El Servicio de Conservación de la Flora y Fauna Salvajes de Kenia (KWS) comenzó a indagar sobre lo ocurrido.

Siete rinocerontes negros murieron en el Parque Nacional de Tsavo East luego de ser reubicados por ecologistas a finales del mes pasado, se informó hoy.

"Estamos extremadamente preocupados al escuchar los reportes de que ocho rinocerontes negros murieron en el Parque Nacional de Tsavo Eastluego de ser trasladados desde los Parques Nacionales de Nairobi y Nakuru como parte de un programa de reubicación del SFF", reveló el director general de WWF Kenia, Mohamed Awer, en un comunicado emitido en Nairobi. El traslado, encarado por las autoridades locales, se había llevado a cabo en el marco de un plan apoyado por el Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF), que tenía como objetivo crear espacios más seguros para los rinocerontes en un hábitat adecuado. Dos funcionarios del Servicio de Vida Silvestre de Kenia (KWS, en sus siglas en inglés) han confirmado la muerte de los animales, aunque el departamento aún no ha hecho comentarios oficiales sobre los hechos. "Debemos saber qué anduvo mal para que nunca vuelva a suceder", se lee en el comunicado. El rinoceronte blanco es una especie casi amenazada.

"Aún no sabemos por qué han muerto los rinocerontes", ha asegurado un funcionario del KWS que ha pedido anonimato a la agencia France Presse, mientras otro miembro del departamento ha afirmado que se están investigando las causas de las muertes antes de comunicarlas oficialmente.

Las investigaciones preliminares apuntan a una intoxicación por sal, ya que los rinocerontes intentaron adaptarse al agua más salada en su nuevo hogar, dijo el Ministerio de Turismo y Vida Silvestre en un comunicado.

En mayo, se mató a tres rinocerontes negros en el Parque Nacional Meru de Kenia. Pese al riesgo de extinción por la caza furtiva, es un aumento considerable desde los años 80 cuando solo vivían 400 ejemplares de esta especie. A menudo, las partes de los animales se envían a Asia para su uso en adornos y medicamentos. Entre 1960 y 1995 las cifras se redujeron en 98% a menos de 2.500. Sin embargo, aunque ha mejorado la situación con los años, la cosa sigue estando crítica.