Martes, 17 Julio, 2018


Planea alojar a niños de indocumentados en bases militares

FRONTERA EEUU-MEXICO. Quieren separar a familias de inmigrantes FRONTERA EEUU-MEXICO. Quieren separar a familias de inmigrantes
Orlondo Matamoros | May 16, 2018, 12:25

El Departamento de Salud y Servicios Humanos (HHS) de EU se alista para revisar varias instalaciones militares en Texas y Arkansas y evaluar si son apropiadas para refugiar a niños.

Las bases se usarían para retener a menores de 18 años que crucen la frontera sin un familiar adulto o después de que el Gobierno les separara de sus padres.

Según dijo una fuente del Departamento de Salud al "Post" bajo condición de anonimato, las instalaciones que tiene para niños que cruzan la frontera, con camas para un total de 10.571 menores, están ocupadas ahora mismo en un 91 por ciento.

Recordó el Post que la semana pasada, el fiscal general de Estados Unidos, Jeff Sessions, habló sobre los planes del gobierno de Trump para dividir a las familias que pasan de forma irregular desde México.

Aseguraron que la medida busca detener el aumento en el número de familias que cruzan la frontera ilegalmente, muchas de los cuales son buscan asilo.

Los agentes fronterizos han arrestado a más de 100 mil personas que cruzaron la frontera ilegalmente en marzo y abril, la cifra más alta desde que Trump asumió el cargo.

En la mayoría de los casos, eso significa que los adultos serán retenidos en las cárceles de migración en espera de las fecha para su audiencia en la corte, mientras que sus hijos son enviados a otros hogares.

"Si no quiere que le separen de su hijo, entonces no los traiga al otro lado de la frontera ilegalmente", agregó.

Los niños detenidos bajo la custodia estadounidense pasan cerca de 45 días bajo su cuidados, pero se llevan a cabo averiguaciones sobre sus antecedentes para que los infante sean recogidos por algún familiar.

El uso de bases militares para albergar a niños migrantes no es un tema nuevo.

El 85 por ciento de esos niños son entregados a un padre o pariente que ya este presente en el país del norte. Ya ha ocurrido antes: Durante la crisis de inmigración de menores en 2014, la administración del entonces presidente, Barack Obama, alojó a 7.000 menores en bases en Oklahoma, Texas y California. Para detenerlos, el Gobierno ha buscado implementar medidas de disuasión, como el envió de la la Guardia Nacional a la frontera.