Viernes, 22 Setiembre, 2017


Huracán "Irma" toca tierra por segunda vez en Florida

Irma ya está en los Cayos de la Florida Irma llegó a EE. UU. y José se fortalece así van los huracanes Irma ya está en los Cayos de la Florida
Orlondo Matamoros | Setiembre 13, 2017, 19:37

Brock Long, administrador de FEMA, indicó que siguen analizando la situación en estos pequeños islotes que representan el extremo sur de EE.UU., pero que "básicamente, cada casa en los Cayos fue impactada de una forma u otra", informó CNN.

Los vientos máximos habían descendido a 135 km/h a las 02H00 locales (06H00 GMT) e Irma se encaminaba a convertirse en una tormenta tropical a medida que avanzaba hacia el norte de Florida y el sur de Georgia el lunes, precisó en comunicado.

No obstante, los vientos con fuerza de huracán de Irma aún se sienten a 60 millas (95 kilómetros) de su centro, especialmente en la parte del oeste, y los vientos con fuerza de tormenta tropical se extienden hasta 415 millas (665 km).

Si bien el huracán Irma bajó a categoría 2, su paso por Miami en los Estados Unidos y también por Cuba ha dejado inundaciones y daños por vientos que se han acercado a los 200 kilómetros por hora. El distrito de Brickell a orillas del mar está parcialmente inundado "por la marea que pasa sobre los diques", relató Steven Schlacknam, un artista de 51 años.

Los residentes deben estar atentos a las advertencias de tornados, que pueden generarse en los anillos exteriores de Irma y afectar incluso a áreas como Miami Beach.

Cuba, que sufrió el embate de Irma el viernes y sábado, registraba "fuertes inundaciones" en el litoral noroccidental, desde Matanzas a La Habana, "con olas [de] entre 6 y 9 metros", informó el Instituto de Meteorología cubano.

Más de dos millones de clientes en el estado carecen de electricidad desde horas de la madrugada de este domingo, y se espera que el número siga aumentando mientras el meteoro golpea esta entidad estadunidense, de acuerdo con empresas de servicios públicos como Florida Power & Light.

La presidenta del Consejo de Defensa Nacional de La Habana, Mercedes López Acea, dijo a la televisión nacional que "el mar avanzó como jamás lo había hecho anteriormente".

Sentado en el umbral de su casa, Ernesto Loza, un pequeño empresario de 49 años, mostraba cómo el agua se detuvo justo en la puerta de su casa.

La funcionaria reportó caídas de árboles y ramas, y daños en la red eléctrica. Sin embargo, no pudo proporcionar una cifra inmediata de los daños materiales ni pronunciarse sobre eventuales víctimas.