Jueves, 17 Agosto, 2017


Venezolanos esperan en Cancún a delegaciones de la OEA — FOTOS

Frascuelo Febo | Junio 19, 2017, 09:43

El vicecanciller dijo que su Gobierno aún está pensando si acudirá a la reunión de cancilleres sobre la crisis social y política venezolana que se celebrará mañana antes de la inauguración de la Asamblea General de la OEA por la tarde.

El paradisiaco y otrora apacible Cancún, escenario hoy de recurrentes actos de violencia resultado, a decir de autoridades, del enfrentamiento entre cárteles del crimen organizado "que se disputan la plaza...", albergará esta semana, entre lunes y miércoles para ser más exactos, los trabajos de la 47 Asamblea General de la Organización de Estados Americanos (OEA) que los especialistas prevén "explosiva"...

La representación de este último dijo que Nicaragua ha votado en la OEA en contra de la resolución que pretende crear condiciones de intervencionismo en Venezuela.

Hoy mismo han continuado las protestas de opositores al Gobierno de Nicolás Maduro, que cortaron varias vías de Caracas y del interior del país para interrumpir el tráfico de vehículos, en respuesta al llamado de la coalición opositora Mesa de la Unidad Democrática (MUD) de un "plantón contra la dictadura".

Se trata de la continuación de la reunión del 31 de mayo en Washington, que quedó suspendida ante la falta de acuerdo sobre las dos propuestas de declaración presentadas.

La delegación de Estados Unidos estará integrada por Francisco Palmieri, secretario adjunto de Estado para Latinoamérica en funciones, y el representante interino en la OEA, Kevin Sullivan.

Más de mil 600 personas participan en la reunión, entre delegaciones de los países miembros.

En el concierto de naciones -con muy contadas y desatinadas excepciones como la asumida por el gobierno de Bolivia- parece haberse impuesto ya el convencimiento de que la situación interna de Venezuela puede afectar la estabilidad de otros países de la región y derivar en una crisis humanitaria sin precedentes.

Para esa votación, confían en contar con al menos 4 países del Caribe, como ha ocurrido en otras anteriores.

En lo que sí coinciden los dos borradores es en pedir el cese de la violencia a todas las partes, un nuevo proceso de diálogo, la creación de un grupo que lo acompañe y en la invitación a Venezuela a reconsiderar su decisión de dejar la OEA.

Durante la celebración de esta asamblea también se decidirá en qué país se realizará la próxima reunión. Está prohibido todo tipo de reproducción sin autorización escrita de la Agencia EFE S/A.