Jueves, 29 Junio, 2017


El "Tri" buscará en Rusia su segundo título de Copa Confederaciones

Alejandro Castrejon | Junio 19, 2017, 11:12

El Pasaporte de Aficionado es obligatorio para todos aquellos que hayan comprado entradas a los partidos del torneo y también lo será durante el Mundial 2018.

Chile, Portugal, Camerún y Australia, además de Rusia, jugarán algunos de sus partidos de la fase de grupos de la Copa Confederaciones en Moscú, una ciudad puesta patas arriba por obras masivas de remodelación, precisamente de cara al Mundial.

El entorno del estadio y la autovía urbana por la que se llega al mismo fueron remodelados para comodidad de los aficionados y para facilitar el transporte público a un barrio alejado del centro, en la parte noroccidental de la ciudad.

El Servicio Federal de Seguridad ruso (FSB, antiguo KGB) ha reforzado los controles fronterizos y ha prohibido la entrada en el país a muchos extranjeros sospechosos de tener relaciones con organizaciones terroristas.

Los representativos de la Concacaf y de la UEFA medirán fuerzas el domingo a las 18:00 horas local, en su debut dentro del Grupo A de la Copa Confederaciones Rusia 2017.

El staff y los futbolistas del Tri llegaron por la tarde (noche de Holanda) a la capital de los Países Bajos, donde realizarán un entrenamiento por la mañana antes de realizar el viaje a Kazán, ciudad donde se enfrentarán a los lusos en el inicio del torneo intercontinental. En Rusia presentará un equipo en el que sólo tres jugadores son campeones del mundo (Julian Draxler, Matthias Ginter y Shkodran Mustafi), sin ningún treinteañero y con sólo dos jugadores (Sandro Wagner y Lars Stindl) nacidos antes de 1990.

La selección de México cumple sus primeras horas en Kazán, en cuyo estadio debutará ante Portugal el domingo en la Copa de las Confederaciones de Rusia, torneo en el que, según el técnico, Juan Carlos Osorio, tiene una "extraordinaria oportunidad" de volver a ser protagonista.

El único gran logro que presume a nivel mundial es el campeonato de la primera Copa Confederaciones que se disputó con ese nombre, en 1999, al derrotar en el Estadio Azteca a Brasil, juego, en el que Cuauhtémoc Blanco, ofreció una gran actuación.