Jueves, 29 Junio, 2017


Donald Trump cancela"el acuerdo bilateral de Obama con Cuba"

Federico Mansilla | Junio 19, 2017, 10:14

El presidente de Estados Unidos llamó también a "elecciones libres" en Cuba y pidió la liberación de "los presos políticos " del régimen cubano También exigió que La Habana detenga "el encarcelamiento de personas inocentes".

El Gobierno de Cuba también reitera que está dispuesto a continuar el diálogo "respetuoso y la cooperación" en temas de interés mutuo, así como la "negociación" de los asuntos bilaterales "pendientes" con el Gobierno de EE.UU, pero advierte que no realizará "concesiones inherentes a su soberanía e independencia", ni aceptará "condicionamientos de ninguna índole".

El su tono el jefe de la Casa Blanca retrocedió el reloj hacia los años de la guerra fría, con una retórica destinada a endulzar los oídos de su audiencia en el acto en la ciudad de Miami, formada por grupos de nostálgicos contrarrevolucionarios azuzados por políticos ultra derechistas que buscan un nicho en esa administración.

No eliminará tampoco los vuelos comerciales directos de Estados Unidos, pero su política más restrictiva parece desalentar los nuevos nexos económicos.

Ante la presión de empresas estadunidenses, e incluso de algunos republicanos, para que no vuelva a cero en las relaciones con la isla de gobierno comunista, el mandatario optó por dejar intactos varios de los pasos dados.

Una vez más el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, habló con el presidente peruano, Pedro Pablo Kuczynski, sobre lo que consideran como una "terrible situación" en Venezuela.

En el teatro Manuel Artime de Miami, Trump anunció que restauraba el requisito de que los estadounidenses que viajen a Cuba lo hagan bajo la modalidad "people-to-people" en grupos bajo un estricto control, y restituyó algunas restricciones comerciales. Sostuvo que no suspenderá los negocios existentes, como uno cerrado bajo el gobierno de Obama por Starwood Hotels Inc, propiedad de Marriott International Inc, para administrar un histórico hotel en La Habana.

Diversos despachos de prensa también subrayan que la Cámara de Comercio norteamericana se refirió a su compromiso de continuar en la lucha para eliminar "las políticas anticuadas" que ponen freno al desarrollo de los pueblos de esa nación y la cubana. Estas cifras son todavía limitadas en comparación con los 4 millones de turistas que visitaron Cuba el año pasado, pero según el instituto estadunidense Estrategias de Opinión Pública, más de 75 por ciento de los estadunidenses que viajan a la isla se hospedan en casas de renta privadas y 99 por ciento comen en restaurantes privados, llamados popularmente paladares.

La acción es considerada como un intento de dar marcha atrás a partes de la política del ex presidente estadounidense Barack Obama de normalización de las relaciones diplomáticas estadounidense-cubanas, que fue introducida en diciembre de 2014.

- El Departamento del Tesoro ampliará ligeramente la lista de funcionarios cubanos con los que EE.UU. y sus ciudadanos no pueden hacer negocios bajo ninguna circunstancia, para incluir a empleados del Tribunal Supremo de Cuba, entre otros.

"Tenemos que hacerlo, no hay alternativa", matizó Trump al señalar que los cubanos están huyendo de la isla de una forma que no es segura "arriesgando sus vidas" por mar y tierra.

"No levantaremos las sanciones a Cuba hasta que todos los prisioneros políticos sean libres, todos los partidos políticos estén legalizados y se programen elecciones libres y supervisadas internacionalmente", dijo Trump durante un discurso en Miami (Florida).

- En un plazo de 90 días, el fiscal general, Jeff Sessions, tendrá que emitir un informe al presidente sobre los fugitivos de la Justicia estadounidense que se cree que viven en Cuba o que están siendo protegidos por el Gobierno cubano.

- Trump anula la directiva emitida por Obama en octubre de 2016, en la que formalizaba sus cambios de política hacia Cuba y establecía la responsabilidad de cada agencia gubernamental en la nueva era de la relación bilateral.