Jueves, 29 Junio, 2017


Deja19 muertos incendio forestal en Portugal

Orlondo Matamoros | Junio 19, 2017, 14:41

Un incendio forestal en el centro de Portugal ha dejado al menos 57 personas muertas señalaron este domingo las autoridades del país europeo.

Según versiones preliminares, del total de fallecidos, al menos 18 perecieron en sus coches en una carretera que une los municipios de Figueiró dos Vinhos y Castanheira de Pera, en el distrito de Leiria, donde "familias enteras" quedaron atrapadas por el avance de las llamas.

Casi 60 personas resultaron heridas, incluidos cuatro bomberos y un menor herido de gravedad, según la televisora pública RTP, que citó al funcionario del Ministerio del Interior Jorge Gomes. Mientras, otras 17 personas fueron halladas en zonas aledañas a carreteras y más víctimas en el "ambiente rural" que rodea a estas vías.

La información que manejan las autoridades apunta a que la tragedia se originó cuando un fuego de bajas dimensiones, impulsado por "vientos descontrolados", se convirtió en un "incendio imposible de controlar", según dijo Gomes.

En la tarde del sábado, se desató un incendio en la localidad portuguesa de localidad de Pedrógão Grande por causas desconocidas.

El primer ministro de Portugal, António Costa, describió las llamas -que han herido a decenas de personas más- como "la mayor tragedia que hemos visto en los últimos años en cuanto a incendios forestales", y advirtió que el número de muertos podría aumentar.

Como origen del incendio, se cree que un rayo provocó el fuego en la zona de Pedrógão Grande, ya que los investigadores hallaron un árbol que recibió un impacto durante una "tormenta eléctrica seca", según indicó el responsable de la policía nacional judicial a los medios portugueses.

Los fuertes vientos que soplaron este sábado, unidos a temperaturas superiores a los 40 grados, fueron los causantes de la rápida propagación, algo que se ha repetido en las últimas horas y está complicando las labores de extinción.

El gobierno español envió dos aviones cisternas para ayudar a extinguir el fuego.