Domingo, 23 Julio, 2017


Confirman 30 víctimas fatales del incendio en el edificio de Londres

Los bomberos buscan víctimas en edificio quemado de Londres Se eleva a 17 el número de muertos en incendio de edificio en Londres
Alejandro Castrejon | Junio 19, 2017, 07:44

Scotland Yard elevó hoy a 30 la cifra de muertos en el devastador incendio de una torre residencial en Londres al tiempo que se comprometió a averiguar "qué" fue lo que pasó en ese edificio y "por qué" en la madrugada del miércoles.

"Cincuenta y ocho personas, según nuestras informaciones, se hallaban en la torre Grenfell esa noche" y no sobrevivieron, declaró a la prensa Stuart Cundy, alto responsable de la policía de Londres, a la prensa.

Las 30 personas fallecidas hasta ahora forman parte de este nuevo saldo de víctimas, a los que habría que añadir 28 que no han sido encontrados, aunque ellos es provisional.

"Ese número podría cambiar".

"En cuanto podamos, vamos a localizar y recuperar a los seres queridos", dijo el comandante de la Met ante los periodistas congregados cerca de la torre Grenfell, de 24 plantas y en la que vivían entre 400 y 600 personas, muchas de ellas de pocos recursos.

Doce de esas víctimas mortales han sido ya trasladadas a la morgue, mientras que otros cadáveres "tristemente" continúan dentro del inmueble siniestrado, reveló Cundy.

La rapidez con la que las llamas se extendieron, convirtiendo la torre en una trampa mortal para muchos de sus inquilinos, plantea ahora muchos interrogantes acerca de las condiciones de la seguridad del edificio.

Según este comunicado municipal leído durante la protesta, el Ayuntamiento se compromete "por escrito" a realojar a las víctimas dentro del distrito; a destinar fondos para cubrir las pérdidas y los subsidios sociales y a encargar una investigación sobre las recientes obras de reforma del edificio, valoradas en unos 10 millones de libras (11,4 millones de euros).

También ayer, Isabel II se acercó con el duque de Cambridge -su nieto y segundo en la línea de sucesión al trono- hasta el oeste de Londres para hablar con los afectados por el incendio. En ese sentido, la jefa de Estado británica señala en su nota que hoy es "tradicionalmente un día de celebración". Agrega que, "unidos en la tristeza, estamos igualmente determinados, sin temor ni favor, a apoyar a los que reconstruyen sus vidas tan horriblemente tocadas por la herida o la pérdida".