Domingo, 18 Noviembre, 2018


Los aficionados portugueses en Kazán confían en Cristiano Ronaldo

Orlondo Matamoros | Junio 18, 2017, 16:28

"Jugamos contra una de las mejores selecciones del mundo y no lo voy a descubrir ahora".

Rusia, anfitrión del próximo Mundial 2018, debutó con éxito este sábado en la Copa de las Confederaciones que también organiza, al vencer a Nueva Zelanda por 2 a 0 en el partido inaugural que se disputó en el San Petersburgo Arena de esa ciudad.

También aseguró que los mexicanos que juegan en Portugal han aportado muchos detalles en las charlas técnicas sobre las debilidades y fortalezas de quienes son sus compañeros en Porto o Benfica y ahora tendrán como rivales.

"Me gustó el equipo de Nueva Zelanda, pero afortunadamente conseguimos neutralizar sus características e imponer nuestras fortalezas, fue la clave de la victoria", dijo el seleccionador ruso Stanislav Cherchesov.

Este último, centrocampista del CSKA de Moscú, 21 años, es el líder de la nueva camada de jugadores y después de fracasar en Francia, como el resto del equipo, debería empezar a dar en esta Confederaciones señales de que puede ser el relevo a los Zhirkov o Glushakov, por nombrar a los últimos exponentes de la vieja guardia. Nos hemos preparado muy bien y sólo nos resta que nuestros jugadores hagan un buen juego.

A pesar de que muchos equipos utilizan estas prácticas solo para pelotear, el cuadro mexicano realizó un intenso interescuadras, durante el cual los gritos de Osorio y los jugadores retumbaban y hacían eco en las gradas. Los rusos ganaron casi por demolición.

De entre todos destacan el extremo Marco Rojas, cuyo padre es chileno, y Ryan Thomas, un talentoso centrocampista que juega en al Zwolle holandés.

Estos incidentes provocaron que se levantaran dudas sobre la capacidad de las autoridades rusas de controlar a sus hinchas más fanáticos y de garantizar la seguridad de los aficionados de otros países que viajen dentro de un año a Rusia. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.