Sábado, 18 Noviembre, 2017


Europeos deben hacerse cargo de su destino: Merkel

Frascuelo Febo | May 30, 2017, 10:14

La canciller alemana, Angela Merkel, calificó este sábado de "muy insatisfactoria" la discusión mantenida en la Cumbre del G7 en Taormina (sur de Italia) sobre el acuerdo contra el cambio climático.

"Los tiempos en los que podíamos contar con los demás han quedado atrás, como acabo de experimentar en los últimos días", dijo Merkel ante unas 2.500 personas reunidas para escucharla a ella y al gobernador bávaro Horst Seehofer. Además, consideró que los países del bloque europeo deben hacer frente a una alianza occidental dividida por el Brexit y la presidencia de Donald Trump, dos temas cruciales para el devenir de las potencias de Occidente y a nivel global.

"Eso significa que no hay por el momento ninguna señal de si los Estados Unidos permanecerán en el Acuerdo de París o no", lamentó Merkel.

"Pero tenemos que saber que debemos luchar por nuestro futuro por nuestra cuenta, por nuestro destino como europeos", sostuvo la canciller en el marco de un acto de campaña de cara a las elecciones federales de septiembre.

"Los puentes se han roto y ahora toca mirar hacia dentro, buscar la fuerza en la unidad europea, con el eje franco-alemán como motor", explicó la canciller en Baviera, durante un mitin celebrado bajo una carpa con mesas corridas, típicas de la fiesta de la cerveza. "Los europeos tenemos de verdad que tomar nuestro destino con nuestras propias manos, por supuesto en amistad con Estados Unidos, con Reino Unido y, como buenos vecinos, donde sea posible también con otros países, incluso con Rusia", agregó Merkel en una cervecería repleta en Múnich. Cabe recordar que la propia Merkel dijo tras el G7 que "el acuerdo de París es tan importante, que no debía haber cesiones".

El portavoz de política exterior del grupo parlamentario CDU / CSU, Jürgen Hardt, ha ido más allá en sus declaraciones a la agencia de prensa alemana, la DPA, al asegurar que "lo que se vio en las cumbres no se corresponde ni intelectualmente, ni con el potencial de Estados Unidos, a lo que se espera de un presidente estadounidense". "La cooperación con los servicios secretos de Estados Unidos no puede seguir siendo la misma", sentenció.